La Esencia de la Meditación

El Contento (sesión 05/11/15)

He aquí algunos puntos importantes que surgieron en la sesión del jueves. Esperamos que os sean de utilidad:

“El contento es la riqueza más excelente”.

Buda (El Dhammapada)

  • Al principio de la sesión se explicó la postura de 7 puntos para la práctica de la meditación:

  1. PIERNAS: Cruzadas si estamos sentados en un cojín. Pies en el suelo si estamos sentados en silla.

  2. MANOS: Apoyadas sobre la rodillas.

  3. ESPALDA: Este es el punto más importante. Recta pero relajada. Respetando la curva natural de la zona lumbar.

  4. HOMBROS: Un poco abiertos. Con un pequeña separación entre los brazos y el tronco.

  5. MENTÓN: Un poco entrado hacia dentro, suavizando la curvatura de la nuca.

  6. BOCA: Entreabierta, como si fueses a dar un profundo suspiro.

  7. OJOS: Abiertos, con una mirada relajada.

  • Esta postura se puede resumir en dos puntos principales:

  1. Espalda recta.

  2. Cuerpo relajado.

  • El contento

  • Sin importar quienes seamos, todos los seres vivos compartimos el mismo deseo de ser felices y de evitar el sufrimiento. Pero, curiosamente, en nuestra ignorancia buscamos la felicidad de formas que siempre nos conducen al mismo resultado: el sufrimiento.
  • Aun cuando conseguimos aquello que queríamos, siempre queda de fondo una sensación de que nos falta algo, de que nunca podemos terminar de ser completamente felices. Esta búsqueda de felicidad basada en la esperanza y el miedo (ré dok) es la que perpetúa nuestra sensación de insatisfacción (dukkha).
  • El verdadero contento del que hablan la enseñanzas no depende de las circunstancias externas. Es una satisfacción que surge del interior y en la cual podemos confiar. Es una paz auténtica que nos ayuda a relacionarnos con las situaciones de la vida de una manera más estable y espaciosa.
  • Este contento interior es el estado natural de nuestra mente, por eso no es algo que debamos fabricar o salir en su búsqueda, es algo que siempre está ahí, dentro de nosotros esperando ser descubierto. Es algo paradójico, pero cuando dejamos de buscarlo, lo encontramos.
  • La paz interior surge de la aceptación de que las cosas no van a ser siempre como nosotros queremos. En esta aceptación hay una gran madurez y sabiduría.

1ª enseñanza: El contento

  • El estar satisfecho y agradecido con lo que se tiene nos trae alegría, sencillez, felicidad y una sana humildad. Esta actitud se conoce con el nombre de chok shè en tibetano y se podría traducir como: “es suficiente con tener suficiente”.
  • Cuando comprendamos que siempre estamos buscando la felicidad en cosas que son impermanentes, nos daremos cuenta de mientras sigamos haciéndolo, nuestra felicidad estará siempre fuera de nuestro control. Por eso es importante girar la mente hacia el interior. Al hacer este giro, se revela algo crucial: las causas de la felicidad se encuentran ya dentro de nosotros mismos.

————————————————————-

  • Recuerda el consejo que le dio Sogyal Rimpoché a una alumno que no paraba de quejarse de las situaciones de su vida:

    “No te creas tanto lo que piensas”

  • El contento empieza ahí, cuando dejamos de creernos tanto todo lo que pensamos.

  • PRÁCTICA PARA LA SEMANA: Sigue sentándote a meditar todos los días, aunque solo sea por un par de minutos.

  • Durante la semana dedica algunos instantes a reflexionar sobre las maneras en que habitualmente buscas la felicidad: ¿Te traen la felicidad que anhelas? ¿Qué sientes cuando tus expectativas no se cumplen?

facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedinmail
MENU